PABLO, POR LOS TÚNELES DEL PLAZAOLA.

A las 5 de la mañana nos tuvimos que levantar. Un buen madrugón digno de la Behovia, para acudir a esta preciosa y rara carrera que se disputa entre Leitza y Lenkuberri, por la via verde del Plazaola, un proyecto ferroviario para unir esta zona con San sebastian que fracasó, pero que ha dejado unos túneles increíbles, sobre todo el de Uitzi, y que hacen que esta carrera sea especial. Con una mañana muy gris, fría y lluviosa, nos presentamos, Yo, Miguel Cortes y Marina, dos amigos runners de  Valtierra y Zaragoza, en Leccumberri, para allí, coger el dorsal y el autobús que nos lleva hasta la salida. Esto es lo peor de la carrera, pues hay que esperar en la salida mas de una hora y si encima hace frío y llueve, la espera se hace interminable. Esta carrera la había enfocado como entrenamiento, pues hace unos días que se terminaron las fiestas de Azagra en la que estuvimos parados mas de siete días. Miguel en cambio, salía ya con la mente de hacer un buen tiempo, mientras Marina se conformaba con terminar.Antes de la salida se nos advierte que casi todos los túneles tienen iluminación. Yo de todos modos me llevo el frontal por si las moscas…y la verdad, es que no me vino mal. Salimos, entre un barrizal cuesta arriba. Advierto que esta carrera va a ser muy dura, pues el barro, la lluvia, y los 15 km de suave pero constante subida harán mucho daño al final. Yo empiezo muy despacio con la determinación de terminar muy fuerte, con buenas sensaciones. Miguel me acompaña casi 5 km, pero le digo que tire, que yo no quiero ir tan rápido. No me gusta correr lloviendo, y las sensaciones son de pereza..el madrugón empieza a pasar factura además de una semana post fiestas muy intensa de entrenamientos. Por el km 10 las sensaciones empeoran…noto las piernas muy pesadas. En una avituallamiento bebo agua y aprovecho para tomar un gel…y milagro…las piernas empiezan a volar, el estomago se muestra agradecido y la cabeza se despeja. Empiezo a correr a gusto y adelanto corredores…el km ya lo hago a 4 con poco y me noto super agusto corriendo.LLegamos a la mitad del tunel mas largo, de 3 km , y empieza la bajada y yo ya vuelo. Es un continúo adelantamiento de corredores y las sensaciones son geniales. La gente me anima y yo animo a la gente, que se rie..llegamos a Lekumberri  y la lluvia arrecia…esto me enfada un poquito, pero ya da igual, ya estoy llegando y me lo he pasado genial, una pena que no haya venido mas gente del club para haber disfrutado con ellos. Cuando cruzo la meta, el tiempo no es bueno, 1’36 , pero para esta carrera tampoco es tan malo. Buena fruta a la llegada, con zumo de naranja natura recién exprimido, buenas brochetas de fruta y buen bocata de tortilla de jamón. Damos buen cumplido de todas las viandas después de una buena ducha y abandonamos  esta bonita zona como la dejamos, con lluvia, pero con ganas de volver otro año y esperando que esa vez, el sol nos acompañe, pues es sabido por todos, que las abejas, con el sol, lucen mas….Gracias a Miguel, al que le vi la camiseta por detrás una vez mas y a Marina por la buena jornada de amistada y running. Ya pondremos fotos cuando salgan.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.