10 CONSEJOS PARA CORREDORAS NOVATAS

Si estás ante tu primer carrera, aquí van 10 consejos a tener en cuenta antes de una competición popular

El verano es el momento perfecto para apuntarte a una carrera popular, por toda nuestra geografía hay carreras por las fiestas de los pueblos con distancias de 5 o 10 km. donde no importa la velocidad ni tu experiencia y te puedes estrenar sin presión y disfrutando de la experiencia con estos consejos para novatas corredoras:

1. Olvida los nervios. Tu primera carrera no debe ser un suplicio emocional, y es que no sé por qué las mujeres nos agobiamos más que los hombres en casi todo (hasta que llega la hora de la verdad) Tranquilízate y piensa que el fin de semana es para disfrutar y no tiene sentido que te amargues el domingo cuando te gusta correr. Disfruta del ambiente, observa a tu alrededor, verás que sólo los de la primera fila están nerviosos, la mayoría de los corredores están tranquilos haciendo chistes con los compañeros.

2. Olvida la competición. Si eres de las que buscan retos cada día, piensa que más que el tiempo que tardes, importa llegar a la meta. Puede que no puedas evitar mirar el reloj, pero los segundos no te van a hacer mejor persona, mientras que los kilómetros te van a enseñar mucho sobre ti misma.

3. Olvida la vergüenza. Todavía no hemos superado nuestros complejos de “españolitas” y nos obligan a ir enseñando muslos por la calle. Si te importa el que dirán, no se te ocurra llevar las mallas largas para que nadie se fije en ti, porque acabarás sudando como un pollo, deseando regalar tu ropa al primero que pase. Vete cómoda y pasa de la celulitis, verás que corriendo no piensas en tus defectos.

4. Olvida la perfección. Muchas mujeres se enfrentan día a día a mil problemas: en el trabajo, los niños, la casa, etc. Son las “súper mujeres” Pero a pesar de salir airosas de mil batallas, una carrera les parece un reto imposible. Y aunque corren en la cinta del gimnasio o por el parque cada semana, piensan que las carreras sólo son para profesionales. Si es tu caso te invito a ir a ver un maratón, y a dejarte caer por meta cuando llegan los que los de 4 o 5 horas ¿Son diferentes a ti? Pues imagina que si pueden correr 42, 195 km entrenando como tu, es que no hace falta hacer un “master” para hacer una carrera de 10 km.

5. Olvida la seriedad. La ventaja de no vivir del atletismo es que puedes ir a tu ritmo toda la carrera, y si vas riéndote y hablando con tus compañeros, mejor. No tienes porque ir al límite; y está demostrado que cuando sonríes entra más cantidad de oxígeno en los pulmones. Puede que no ganes el trofeo a la “más rápida”, pero siempre queda el de “más simpática”.

6. Olvida la soledad. Correr en compañía es la mejor manera de disfrutar de “la primera vez”. Es verdad que la mayoría de los chicos corren más que tú, pero tu pareja puede sacrificarse un día y correr un poco más despacio a tu lado. Y si no tienes pareja siempre te quedan las amigas, compañeras del gimnasio, de trabajo, etc. con las que puedes correr cada día y llevar el mismo ritmo, o “pegarte” al de al lado para ir haciendo nuevas amistades.

7. Olvida el reloj. En tu primera carrera, el reloj se queda en casa. No hay mayor sufrimiento que ir mirando los tiempos por kilómetros. Mucho peor es ponerse el pulsómetro y comprobar que marca 180 pulsaciones en la línea de salida. Aprovecha tu primera vez para conocer tus sensaciones y deja el corazón tranquilo.

8. Olvida los fallos de principiantes. Si no te pasas la vida con corredores, caerás en los típicos fallos de novato. Déjate aconsejar por los veteranos y recuerda los errores más comunes. El más repetido es estrenar ropa o zapatillas el día de la carrera, después va el de desayunar justo antes de salir, o el de salir con mucha ropa. Tampoco debes olvidarte de beber agua, ir al baño, y no dejarte el dorsal o el chip en casa. Si además llevas algo nuevo, algo prestado y algo azul, ¡o no! eso era para las novias ¡Yes que correr es más fácil que casarse!

9. Olvida no olvidarte del público. Nada mejor que colocar a tus familiares y amigos en kilómetros estratégicos de la carrera para que te vayan animando. Cuando te gritan al pasar, parece que tus piernas se llenaran de energía. También puedes aprovechar para beber agua o dejar esa sudadera con la que te empeñaste en correr.

10. Olvídate de pasar un mal rato. Si te gusta correr, ¡qué mejor forma de hacerlo si te dejan la ciudad libre de coches para ti! Aprovecha para conocer gente en las carreras, no hay carrera en la que no termines conociendo a alguien interesante, desde una futura compañera para correr por el parque, a esos “curtidos veteranos” que te dan conversación y te ayudan a llegar a meta. Y no serías la primera que ha encontrado al “hombre de su vida” en una carrera.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en COSAS DE CHICAS. Guarda el enlace permanente.